Menu
ACB | Jueves, 31 Mayo 2018 00:00

Pésima imagen en Gran Canaria (97-70)

La mejor defensa de la liga hizo aguas en Gran Canaria.  ACB Photo / M. Henríquez La mejor defensa de la liga hizo aguas en Gran Canaria. ACB Photo / M. Henríquez

Valencia Basket juega uno de sus partidos más malos de toda la temporada en Gran Canaria y la Fonteta resolverá quien será el próximo semifinalista este mismo viernes

Mr. Jekyll y Mr Hyde. En la Fonteta y fuera de ella, dos imágenes totalmente distintas como si fuesen dos equipos distintos. Valencia Basket se vieron superados en todas las facetas del juego. Tanto los jugadores como Txus Vidorreta no supieron leer la intensidad y contrarrestar la ofensiva canaria reflejada en la figura de Xavi Rabaseda. El jugador catalán anotó 22 puntos con una carta de tiro de 11 de 13 y elevó a los suyos a forzar el tercer partido de la serie.

A pesar de salir mejor que en el primer enfrentamiento, Valencia Basket aguantó las primeras embestidas de Rabaseda con los triples de Van Rossom y Rafa Martínez. En este primer cuarto se advirtieron las primeras trazas del devenir del partido. Poca fluidez en ataque, errores en defensa y nula capacidad reboteadora. Aún así, la mejor noticia para los de Txus Vidorreta al final de los 10 minutos fue el resultado (22-21). Sin embargo, el segundo cuarto fue degenerando. La zona interior taronja era un solar, los jugadores de Gran Canaria campaban a sus anchas y se aprovechaban de la falta de rebote para poner tierra de por medio. Las sensaciones eran malas. Muy malas. A la negación defensiva se le sumó la negación en ataque. La presión y ayudas de los locales en los emparejamientos defensivos propiciaron las individualidades sin ningún efecto en el marcador tras sonar la bocina que anunciaba el descanso (46-33).

Tocaba buscar la solución y dar con la tecla. Pero Txus Vidorreta fue incapaz de leer el ataque insular y Gran Canaria tomaba vuelo con las canastas de Eriksson, Rabaseda, Paulí y Báez. Sin cerrar su propio aro, era imposible decir la última palabra. Los de Casimiro entraban al último cuarto con 15 puntos de ventaja (72-57 min 30) y con todo a favor para anotarse su primera victoria en el playoff. Por el contrario, Valencia Basket bajó definitivamente los brazos sin ninguna intensidad en ataque y mucho menos en defensa. La imagen era dura para el aficionado taronja. Impotencia de no ver reacción alguna y ver como el Gran Canaria Arena se elevaba con cada acción de los suyos. Los locales se quedaron a 3 puntos de llegar a los 100 mientras que Valencia Basket se quedó en los 70.

Este viernes todo se resolverá en la Fuente de San Luis a partir de las 22.00 de la noche. Recuperar las sensaciones positivas del primer encuentro será vital para alcanzar las semifinales y estar más cerca del objetivo de la Euroliga.

 

 

Comentarios

volver arriba