Logo
Imprimir esta página
Primera | Lunes, 11 Noviembre 2013 09:19

Un Valencia con poca convicción empata ante el Valladolid (2-2)

Confirman la irregularidad de la temporada y los de JIM no acabaron de creer en sus opciones

El partido en Mestalla tuvo dos mitades análogas en cuanto a resultado, pero se pudieron ver dos partidos diferentes. En los primeros instantes el Valencia trataba de combinar en medio campo con Banega y Parejo, hasta que se filtró un pase a la espalda de la defensa vallisoletana.

Barragán se anticipó al cruce del central, que lo arrolló claramente. Penalti e ilusión por ver por fin un partido en Liga del Valencia sin sobresaltos. Un espejismo. Tan pronto como recordábamos el fenomenal golpeo de Banega en su último lanzamiento, el estadio vio el mismo golpeo salir hacia la grada. 

A partir de ahí el Valladolid se encontró con un gol en su primera aproximación al área de Guaita. El carril derecho, con Larsson y Alcatraz sin oposición, se convirtió en un fortín cada vez que asomaban. Javi Guerra aprovechó un centro medido del lateral Alcatraz antes de los diez primeros minutos. De fenomenal golpeo con la pierna derecha, el lateral Alcatraz encontró demasiadas facilidades de la defensa para levantar la cabeza y poner el balón. 

El Valencia optó entonces por combinar en medio campo, casi siempre en zonas alejadas del área, obligado por un Valladolid que replegó líneas. JIM pretende impregnar de la filosofía de equipo pequeño y aguerrido, recordando sus tiempos de granota, pero quizá debiera tomar nota de las posibilidades que le ofrecen Rossi y Álvaro Rubio para combinar en medio campo. 

En una jugada en tres cuartos de campo entre Bernat y Banega – que ya había intentado redimirse en dos disparos en la frontal- el balón llegó a Pabón, que logró colar el balón entre las piernas rivales y despistar a Mariño. Uno a uno y empezaba otra vez el encuentro. Antes del descanso, un pase entre el lateral y los centrales de Pabón brindó la primera y única oportunidad a Alcácer, que cruzó la pelota y se encontró con una buena parada de Mariño. El delantero, desaparecido todo el encuentro, no necesita ni media ocasión para armar el disparo, pero en este partido no tuvo más opciones.

En la reanudación entró Canales por Banega, buscando Djukic un mayor ritmo en la media punta. Aún así, la continuidad en el juego del Valencia no existe, no hay dos partes iguales de buen juego. Todo empieza por la defensa, así lo dice el ideario de muchos entrenadores. En un rebote tras tiro en la frontal – el movimiento extrañísimo de Mathieu para parar el primer lanzamiento no se entiende-, Alcatraz encontró el balón casi en área pequeña y cruzó de potente disparo. Si sumamos una presión desde la distancia y unos laterales con prestaciones claramente ofensivas -Bernat renegó de sus tareas en propia área- cualquier contrario crea ocasiones.

Otra vez el Valencia a contracorriente, pero esta vez con el cronómetro acechando y la grada muy nerviosa. El Valladolid tomó las riendas del partido, al contrario que en el primer tiempo, y bien pudo ampliar la ventaja. Mediada la segunda parte, no existía el medio campo del Valencia y Canales sólo podía correr tras el balón.

Cambió el partido con la entrada de Postiga por Alcácer en el veinticinco de juego, dando la banda izquierda a Canales para que Pabón hiciera de falso punta. El portugués mantuvo entonces al Valencia en el partido. Con embestidas de casta más que de juego, el equipo ché logró el empate a la media hora del segundo tiempo, tras una buena apertura a la banda izquierda de Postiga para Canales. Sirvió el fino media punta convertido en extremo de primeras, para que Pabón rematase, aunque mordido, al fondo de la red. 

A partir de ahí el carrusel de cambios del Valladolid enfrió al Valencia, que había roto el partido prescindiendo del medio campo y de Parejo. El Valladolid se encontró cómodo y tuvo ocasiones para llevarse el partido, pero Osorio, Rama y Álvaro Rubio no pudieron superar a Guaita. Los delanteros del Valladolid pecaron de inocencia ante el desbarajuste de la defensa valencianista. El Valencia jugó con fuego en los últimos instantes, sufre la zaga blanquinegra con un simple balón largo a la espalda de los centrales. 

El partido acabó sin que el Valencia pudiera morir en el área rival, dejando claro que la confianza del equipo en su juego combinativo le dura hasta que el rival le aprieta. Djukic tendrá que seguir consultando a los sabios del fútbol que dicen que la defensa es por donde se empieza, pero no puede olvidar que los mejores momentos del equipo resultan cuando se confía en el toque de sus mejores mediocampistas.

 

Ficha técnica

Valencia: Guaita, Barragán, Ricardo Costa, Mathieu, Bernat, Javi Fuego, Parejo, Piatti (Feghouli m. 56), Pabón, Banega (Canales, m. 45) y Alcácer (Póstiga m. 75) 

Valladolid: Mariño, Marc Valiente, Rossi, Jesús Rueda, Javi Guerra, Larsson, (Osorio m.80), Sastre, Peña, Álvaro Rubio (Baraja m.84), Bergdich (Rama m. 30) y Alcatraz.

Árbitro: Delgado Ferreiro. Amonestó a Rueda, Rossi, Sastre y Mariño del Valladolid; Paco Alcácer vio la amarilla por parte del Valencia.

Goles: (0-1 Javi Guerra), (1-1 Pabón), (1-2 Alcatraz), (2-2 Feghouli).

Comentarios

Te puede interesar

Lo último de

Template Design © Joomla Templates GavickPro. All rights reserved.