Menu
×

Advertencia

JUser: :_load: No se ha podido cargar al usuario con 'ID': 598

Primera | Domingo, 16 Abril 2017 18:20

Esfuerzo sin premio (0-0)

El Valencia suma un punto tras un buen partido y un gran esfuerzo. FOTO: LFP El Valencia suma un punto tras un buen partido y un gran esfuerzo. FOTO: LFP

Los de Voro no pudieron pasar del empate en un partido en el cual predominó la igualdad pero que la falta de acierto y las decisiones arbitrales evitaron el triunfo valencianista. 

El Valencia salió al partido igual de enchufado que sus aficionados, un partido contra el Sevilla siempre es motivación suficiente pese al desastroso año de los de Voro. Los locales salieron a morder arriba y a buscar el primer tanto cuanto antes, un cabezazo tras una acción a balón parado y una medió chilena de Zaza fueron los primeros avisos. Poco después, tras una pérdida sevillista y un rechace, Orellana puso a prueba los reflejos de Sergio Rico que realizó una gran parada a mano cambiada.

Cuando mejor estaban los locales, un error en la salida de balón de Enzo Pérez, propició la primera ocasión clarísima de los hispalenses, pero Jovetic, para fortuna de los intereses ché, se encontró con el poste. El Valencia, tras una impresionante acción de Montoya, pudo adelantarse, pero Mariano, en la misma línea de gol, sacó un cabezazo de Munir que remató muy forzado. El árbitro fue demasiado permisivo con los visitantes que no vieron ninguna amarilla por dos del lado valencianista, González González también obvió un claro pisotón sobre Zaza que pudo significar la expulsión del jugador sevillista.

El segundo tiempo empezó con una dinámica similar y el Valencia siguió llevando la voz cantante y presionando arriba a un Sevilla que no generaba mucho peligro. Fruto de esa presión, Munir recuperó un balón en tres cuartos y enfiló portería, pero su disparo se marchó alto, los visitantes devolvieron el golpe con un disparo potente y lejano de Escudero a balón parado que se marchó por poco.

El arbitraje fue lamentable, y el problema es que lo lleva siendo durante toda la temporada, Zaza reclamó un penalti tan tonto como claro mientras el colegiado miraba hacia otro lado y solo se dedicaba a sacar tarjetas a los locales. El italiano estaba en todas y de nuevo fue protagonista de otra ocasión que rechazó Rico con el cuerpo justo cuando mejor estaban los visitantes. La polémica arbitral volvió a surgir cuando Zaza marcó pero su tanto fue anulado por una supuesta mano, el balón venia de un rechace del rival por lo que la mano se interpreta involuntaria. El equipo lo intentó hasta el final pero no hubieron más ocasiones a reseñar. 

El Valencia suma un punto tras un buen partido y un gran esfuerzo, Zaza estuvo en todas pero no estuvo acertado de cara a puerta. Los de Voro suman cuarenta puntos y sellan la permanencia de forma matemática, triste objetivo, pero por momentos de la temporada, riesgo más que real. Los valencianistas igualan con el Alavés y acabarán la temporada en tierra de nadie. 

Comentarios

volver arriba