Menu
Segunda B | Domingo, 08 Octubre 2017 00:00

La fe de Nino salva a un Elche desquiciado (1-0)

La fe de Nino salva a un Elche desquiciado (1-0)

Partido embolicado en un Martínez Valero que volvió a sobrepasar la barrera de los 7 mil espectadores. La solidez defensiva del Ontinyent mantuvo a raya a un Elche lleno de imprecisiones y que jugó con diez la mayor parte del segundo acto. Sólo el descuento permitió a Nino, de penalti dudoso, mantener al conjunto ilicitano en la segunda plaza del Grupo III y a cuatro puntos del invicto Mallorca.

Bajo presión, después del triunfo del Villarreal B sobre el Hércules (12:30), el Elche pisaba la hierba del Martínez Valero con el regreso de Nino y Javi Flores a la titularidad después de que Vicente Mir apostase por otro estilo de jugadores en el Nou Camp de Morvedre, un terreno de superficie sintética y de menores dimensiones a las que acostumbra la entidad franjiverde cuando disputa los partidos en su coliseo.

Por su parte, el Ontinyent aterrizaba en Elche  con un banquillo semivacío debido a las ausencias por lesión y por contratos de cesión que prohibían saltar al césped a jugadores propiedad del cuadro ilicitano.

Aun así, desde el inicio, el cuadro onteniense mostró un planteamiento meritorio atrás, y conforme se desarrollaban los minutos, la presencia de Vicente Parras en el banquillo blanquinegro, se hacía notar por su pasado en el Elche CF.

 Pese a ello, fue el Elche quién miró por apropiarse del cuero pero el ritmo pausado en la circulación de balón le privaba de espacios y, por tanto, de opciones de gol.

Tuvo que alcanzarse casi el ecuador del primer acto para contabilizar el primer tiro entre los tres palos. Fue obra de, seguramente, del jugador con mayor exquisitez técnica. Javi Flores, de los más activos en las filas del Elche, internó en el centro, se abrió un hueco y armó un tiro que hizo emplearse al guardameta Álvaro Gil.

A partir de ahí, se sucedieron una serie de imprecisiones por parte de ambos, de las cuales casi sale vencedor el Ontinyent, que daba muestras de equipo experimentado y totalmente sólido.

Y es que además de dificultar la tarea ofensiva al cuadro local, el pelotero del conjunto onteniense, Fran Machado, dispuso de dos ocasiones, la última clarísima tras centro desde la banda derecha que cabeceó fuera, para alegría de los locales.

El Elche no indagaba en el modo de cómo dañar la muralla impuesta por Parras. Sólo Nino pudo tumbarla a tres minutos del descanso, aunque la asistencia de Benja no fue aprovechada por el ariete andaluz, que disparó desviado.

La vuelta de vestuarios sorprendió con una variación en filas del club franjiverde, ya que Iván Sánchez era sustituido por Diego Benito, recambio que no surtiría efecto a la larga. El jugador cedido por el Albacete cuajó una digna primera mitad para el escaso nivel que el duelo desempeñaba.

Por medio de las bandas, el equipo franjiverde buscaba la opción para inaugurar el electrónico. Sin embargo, la precipitación y las prisas privaban constantemente a los locales del premio.

Pese a las imprecisiones, el transcurso de los minutos parecía encerrar más al Ontinyent en su área. Sólo restaba un punto de calma a la hora de elaborar las acciones.

Pero igual que ante el Atlético Baleares la batalla dio un vuelco con la expulsión de Primi, ante el Ontinyent, el Elche sufrió la misma mala fortuna. Manuel Sánchez vio la amarilla al derribar a un rival en el centro del campo. En directo, aparentaba que el central franjiverde había tocado limpiamente el cuero, pero el colegiado balear lo interpretó al contrario. El jugador protestó la decisión y en menos de un minuto se vio en la caseta, perjudicando seriamente a un cuadro que se había visto relegado a la tercera plaza tras el triunfo del Villarreal B sobre el Hércules (2-1).

Con uno menos, la tarea aparentaba ardua para el Elche. Vicente Mir renunció a la altura de Benja para confiar en Lolo Plà, un delantero de talla más técnica. No había sido el mejor partido del Elche. Quizá, el más embolicado de todos y en el que menos salidas había encontrado.

A falta de cinco minutos para finalizar el tiempo reglamentario, el Ontinyent no supo qué reacción elegir tras verse con una pieza más sobre el césped y las dudas le hicieron recular en demasía. Además, tampoco existía eficacia y orden cuando disponían de un contragolpe.

Sobre la bocina

La falta de ideas casi condenaba al empate sin goles, pero el colegiado Iván Gonzáles, que arbitró de manera irregular durante todo el choque, añadió cinco minutos de emoción. Y cuando, ya marchaba un sector de la grada, el Elche colgó en el cielo un balón que propició que un zaguero onteniense barriera en el aire a Provencio. Así lo entendió el colegiado, que señaló el punto fatídico. Nino se encargó de acoger la responsabilidad y hacer estallar de felicidad a los que confiaron hasta el final. El eterno delantero del Elche superaba con incertidumbre a un Álvaro que adivinó la idea pero sin fortuna.

El tanto local arruinó el sobresaliente trabajo de Vicente Parras en filas blanquinegras, aunque su gran actuación confirmó los grandes resultados del equipo cuando sale de su estadio. De este modo, sobre la bocina, el Elche conserva la segunda plaza y los cuatro puntos que el Mallorca le aventajaba antes de disputarse la octava jornada.

Ahora, toca asaltar la casa de un endeble Llagostera, penúltimo en la tabla y capaz de sumar los tres puntos en un solo duelo.

 

 Ficha técnica

Elche C.F.: José Juan; Iván Calero, Gonzalo Verdú, Edu Albacar, Adrián Jiménez; Iván Sánchez (Diego Benito, min. 45), Manuel Sánchez, Provencio, Javi Flores; Nino (Peris, min. 94) y Benja (Lolo Plá, min. 73).

Ontinyent C.F.: Álvaro; Sergio Albiol, Russo, Rober, Verdú; Soler, Carrasco, Nemesio, Anaba; Tito (Raúl, min. 77); y Fran Machado (David Bandera, min. 71).

Goles: 1-0, min. 92, Nino, de penalti dudoso.

Árbitro: González González, del colegio balear. Amonestó a los locales Gonzalo Verdú y Manuel Sánchez, que vio doble tarjeta amarilla y fue expulsado, y a los visitantes Russo, Álvaro Campos y Anaba.

Incidencias: 7.489 espectadores en la octava jornada del Grupo III. Estadio Martínez Valero.

Comentarios

volver arriba