Menu
Hockey Hierba | Sábado, 02 Septiembre 2017 19:14

Héroes sin recompensa

Los “héroes de Tarongers”, habían caído en la batalla, pero no en una guerra que se cerrará mañana. Los “héroes de Tarongers”, habían caído en la batalla, pero no en una guerra que se cerrará mañana.

Muchas de las historias de héroes se han escrito tras grandes batallas. Normalmente, son aquellos que acaban triunfadores de las mismas. Pero de vez en cuando ésto no es así. De esta forma sucedió hoy, donde un grupo de jóvenes que fueron mejores en su duelo con el stick, acabaron´siendo héroes sin recompensa. 

Una afrenta que comenzaba esta pasada madrugada. Los jugadores que forman la selección española Sub-21 masculina se sintieron indispuestos a altas horas de la noche. Uno detrás de otro, fueron dando síntomas de lo que luego se convirtió en la indisposición masiva del equipo.

Dadas las circunstancias, la Federación Europea modificó el horario previsto de la semifinal frente a Bélgica, de las 11.30hs iniciales, a las 17.30hs. De igual forma, el partido pasaba a disputarse en el nuevo campo de Tarongers y no en el anunciado de Beteró.

Una España que partía con un efectivo menos por imposibilidad física, se encontraba con otro factor en contra; el calor. Un sol de justicia, que se había reservado durante toda esta semana, decidía hacer acto de presencia en su máximo esplendor, posiblemente en el momento menos adecuado para los pupilos de Eduardo Aguilar.

Con una grada queriendo ser un duodécimo jugador español, arrancaba un partido que se presentaba desigual, dadas las circunstancias. Pero pronto, unos jugadores que mostraron un carácter fuera de lo común, pusieron el partido de su lado. Así, dos penaltis córner pudieron romper la igualada inicial en este primer período.

España se mantuvo con el mismo tono en el segundo, ante un conjunto belga que se mostraba temeroso ante un rival del que conocía su debilidad. Volvieron las oportunidades de los hoy vestidos de rojo, pero el guardameta Masset y la falta de acierto, evitaron lo que hubiera sido una justa ventaja hispana al llegar al descanso.

Todo cambió en los lances iniciales del tercer cuarto. Prácticamente de la nada, y aprovechando su superioridad numérica en esos minutos, una acción que parecía penalty córner, acababa siendo un stroke a favor de los de Jeroen Baart. Alexis Lemaire no desaprovechaba la oportunidad, pese a la buena estirada de Rafa Iglesias.

El gol le hizo daño a los españoles, que fueron recuperando terreno con el pasar de los minutos. A base de garra, coraje y muchas ganas de verse en la soñada final, volvieron a meter al contrario en su área. Llegaron las oportunidades de todas las formas posibles. Lucas García, Manu Bordas, Arnau De Bruijn; un elenco de situaciones que no pudieron concluir en gol.

Los “héroes de Tarongers”, habían caído en la batalla, pero no en una guerra que se cerrará mañana. Lo harán en el camino hacia un botín de Bronce, donde se encontrarán con una Alemania (11.30hs), que capitulaba en su envite ante los Países Bajos, la cual esperemos no evite que la justicia deportiva reconozca a estos luchadores sin fin.

Comentarios

volver arriba