Menu
×

Advertencia

JUser: :_load: No se ha podido cargar al usuario con 'ID': 808

Primera | Jueves, 23 Febrero 2017 13:22

Este es mi Valencia

La plantilla valencianista agradeciendo el apoyo del público en Mestalla FOTO: LFP La plantilla valencianista agradeciendo el apoyo del público en Mestalla FOTO: LFP

 Ayer el Valencia consiguió su segunda victoria consecutiva de esta temporada en liga tras sobreponerse al Madrid y al árbitro. Los de Voro devolvieron los colores al escudo realizando un partido digno de enmarcar y demostrando lo que es y representa el Valencia Club de Fútbol.

Un Valencia-Madrid siempre despierta mucha expectación. Especialmente este. Pocos aficionados se esperaban que un Valencia luchando por no descender a Segunda División fuera a ganar a un Madrid compitiendo por llevarse el campeonato liguero. Pero esto es fútbol y todo es posible. Nuestro Valencia consiguió ‘rascarle’ tres puntos al líder y se posiciona decimocuarto a 10 puntos del descenso, que es a donde realmente tenemos que echarle el ojo.

La derrota del Madrid reactiva un poco más la competencia por ver quién se lleva la liga. Aunque, bueno, eso ya nos da un poco igual. Mestalla vivió ayer uno de esos partidos vibrantes para el recuerdo. Especialmente fueron intensos los primeros de juego. Zaza ponía por delante al Valencia en el minuto 4 de partido con un excelente gol que maravilló al estadio entero. Los de Voro ya iban ganando al Madrid a los 4 minutos del pitido inicial de De Burgos Bengoetxea. Pero lo mejor estaba por llegar. Varane pierde el cuero en el medio del campo y Zaza se lanza a correr en busca del segundo. El italiano se la pasa a Nani y éste acaba metiendo un pase espectacular a Orellana que es quien convierte el segundo de la tarde. El Valencia, ese equipo que está luchando por no descender, iba ganando ya por 2-0 al Madrid en apenas 8 minutos de juego.

Lo cierto es que ese 2-0 en tan pocos minutos y al principio del encuentro, me recordó a aquel partido de hace dos temporadas contra el At. De Madrid donde el Valencia endosó un 3-0 al equipo del Cholo en los primeros 13 minutos de juego. Minutos mágicos en ambos partidos, no cabe duda. La actitud y entrega del equipo fue correspondida con el apoyo de una afición que llenó el estadio pese al horario que puso el Sr. Tebas.

Fue un partido agónico, sobre todo en los minutos finales donde apretó y de qué manera el Madrid. Los de Zidane tuvieron en el tiempo añadido una sucesión de ocasiones que podrían haber roto ese bonito 2-1 cosechado con esfuerzo y sacrificio por Voro, los jugadores y la afición.

Este es mi Valencia. Un equipo que lucha, muerde y compite desde el primer hasta el último minuto de partido. Un equipo del que te sientes orgulloso de llevar la camiseta y de lucirla delante de todos esos madridistas que ven como al Valencia no le hace falta ayudas arbitrales tan descaradas como las que siempre condicionan el resultado del Madrid a su favor. Gracias Valencia por demostrar que estás ahí, que aun estás vivo. Solo te pido que continúes así.

Nos siguen robando

Entrando en el apartado arbitral cabe destacar que nos robaron otra vez. Raro será cuando el Valencia juegue contra el Madrid y no salga perjudicado por el arbitraje. Y sí, cuando se gana también se dice que nos han robado. De Burgos Bengoetxea no quiso pitar un penalti clarísimo sobre Zaza en el que Carvajal lo tira al suelo metiéndole el codo derecho. Difícil no ver un penalti así, porque conseguir que Zaza pierda el equilibrio no es nada fácil. Otro penalti, también claro, lo cometió Ramos sobre Munir al arrollarle con una entrada feísima. El colegiado vasco tampoco lo quiso pitar. Estos dos penaltis no señalados, sumados a las tarjetas perdonadas a Marcelo o Carvajal (segunda amarilla) dan como resultado un arbitraje nefasto para los intereses del Valencia. Dicen que Lay Hoon fue a charlar con Sánchez Arminio para solucionar este problema. Parece que mucho caso no le han hecho, ni le harán.

Comentarios

volver arriba