Menu

Hockey | Viernes, 26 Marzo 2021 10:41

Las selecciones de hockey ya tienen su testigo para Tokio 2020

Foto: COE/Nacho Casares Foto: COE/Nacho Casares

Emoción, sueños, anécdotas, consejos e ilusión son cinco palabras que definen a la perfección lo que ha supuesto el primer encuentro de ‘Camino al Olimpo: pasado y presente construyendo futuro’

Un encuentro histórico protagonizado por ocho medallistas olímpicos de la Real Federación Española de Hockey y ocho jugadores de dicha modalidad que sueñan con serlo en Tokio 2020.  

El evento, presidido por Alejandro Blanco, presidente del Comité Olímpico Español, y conducido por Maribel Martínez de Murguía, campeona olímpica en Barcelona 1992, ha contado con la presencia de Carlos del Coso (bronce Roma 1960); Jaime Zumalacárregui (plata Moscú 1980); María Ángeles Rodríguez, Mercedes Coghen, Virginia Ramírez y Mariví González (campeonas olímpicas Barcelona 1992); Ignacio Cobos (plata Atlanta 1996); y Víctor Sojo (plata Pekín 2008), así como de María López, Lola Riera, Beatriz Pérez y María Ángeles Ruiz, integrantes del combinado femenino, a los que se sumaron Álvaro Iglesias, Ricardo Sánchez, Mario Garín y Quique González de Castejón, miembros del equipo nacional masculino. 

Durante su intervención, Alejandro Blanco, ha puesto en valor el gran trabajo que hicieron las generaciones anteriores para que los deportistas que este verano estén en la capital nipona sueñen con repetir lo que ellos consiguieron. 

"España presume de ser el mejor país del mundo en deportes de equipo. En los tres últimos Juegos, quitando al organizador, siempre hemos estado en el primer escalón. Tenemos todos en el ADN ser olímpicos. Esperamos que el espíritu que los llevó a ellos a ganar medallas os lleve ahora a vosotros hacia ellas. Tokio van a ser unos Juegos difíciles, pero no más difíciles que los del 60 o el 80. Para sacar la medalla hay que sacar lo mejor de uno mismo y sé que lo vais a hacer muy bien", ha asegurado antes de añadir: “el deporte español está muy por encima de sus posibilidades”. 

Sabios consejos 

El objetivo de este encuentro era que los medallistas olímpicos motivaran y enseñaran el camino hacia el podio a los deportistas que en verano buscarán subir a lo más alto. Y ese camino lo abrió en Roma 1960 una selección en la que estaba Carlos del Coso: "Entonces no éramos nadie en el hockey. Nuestra ilusión era asistir a unos JJOO. No soñábamos con la medalla, solo queríamos competir dignamente". 

Finalmente, esa medalla llegó, al igual que llegaron la de Moscú 1980, la de Barcelona 1992, la de Atlanta 1996 y la de Pekín 2008. “Seguid soñando con ganar esa medalla olímpica porque a veces los sueños se hacen realidad”, ha declarado Ignacio Cobos. Un consejo al que también se ha sumado Víctor Sojo: “La fe es importantísima para conseguir la medalla. Creed en ello”. 

Y además de creer también hay que disfrutar. Y así se lo ha hecho ver Mercedes Coghen, capitana de las Chicas de Oro: “Lo importante es que disfrutéis del camino. La diferencia está en vuestra cabeza y en vuestro corazón y es lo que os hará triunfar”.  

Escuchar los testimonios y consejos de aquellos que ya lograron subirse al podio ha sido un plus de energía para los deportistas de las nuevas generaciones. “Estoy emocionada. Somos unos privilegiados por escuchar estas historias. Esto nos va a dar mucha fuerza para encarar los cuatro meses que quedan para los Juegos", ha reconocido María López.  

Un sentimiento compartido por Lola Riera. "Creo que las chicas del 92 abrieron el camino. Tenemos el privilegio de participar en esta charla y esperamos poder seguir vuestro camino". Un camino que esperan concluya en el podio olímpico. "Nos atrevemos a soñar y las dos selecciones llevamos un buen recorrido. El Covid causa incertidumbre en el rendimiento y la confianza, pero confío tanto en la selección masculina como en nosotras. Daremos todo", ha declarado Bea Pérez.  

El relevo hacia la medalla 

Antes de finalizar el acto, Carlos del Coso ha sido el encargado de ceder el testigo a los deportistas que actualmente visten la camiseta de la selección española de hockey, a través de un llavero que simboliza el esfuerzo, la superación, la confianza, la fuerza de la unión y el derecho a soñar con llegar a lo más alto.  

"Es un orgullo recibir este empujón de fe, ilusión, unión. Cogemos el testigo”, ha afirmado Álvaro Iglesias.  

Para concluir, Alejandro Blanco ha querido mostrar su apoyo a los jugadores que el próximo verano competirán en Tokio: “Pase lo que pase, merecéis estar en Tokio y os habéis ganado el derecho a ganar la medalla. Estáis preparados para conseguir los resultados. Os deseamos lo mejor. Os lo habéis ganado”. 

Comentarios

volver arriba